efecto





lunes, 1 de febrero de 2016

PROMESAS DE DIOS PARA HOY 01 Febrero, 2016

Una mujer llamada Lidia... estaba oyendo; y el Señor abrió el corazón de ella para que estuviese atenta a lo que Pablo decía. Hechos 16:14 
¡Abra su corazón a Jesús! Si le cuento mi vida privada a alguien, significa que confío totalmente en esa persona: puedo contarle mis sentimientos íntimos, pero esto también significa que estoy dispuesto a escuchar sus consejos y a aceptar su ayuda. Jesucristo es digno de que le contemos todo sobre nosotros; él no nos defraudará. Si usted todavía no conoce a Jesús como su Salvador, es el momento de abrir su corazón a su gracia. No le oculte nada, vaya a él tal como es. Él le dará la paz con respecto a su pasado y esperanzas para el futuro. Y quienes ya pertenecemos a los que él ha salvado, reservemos momentos para hablar con él. Dediquemos un tiempo cada día para aprender a conocerle mejor mediante la lectura de su Palabra. Contémosle todo mediante la oración. De este modo podremos crecer “en la gracia y el conocimiento de nuestro Señor y Salvador Jesucristo” 
(2 Pedro 3:18). 
 Pero quizá después de haber recibido el perdón de nuestros pecados por Jesucristo, poco a poco hemos dejado de contarle todo. Los momentos que pasamos en la intimidad de su presencia se hacen cada vez más escasos; la puerta de nuestro corazón se cierra poco a poco... Él no nos abandona, pues nos ama demasiado para hacerlo. Escuchemos su llamado: “He aquí, yo estoy a la puerta y llamo; si alguno oye mi voz y abre la puerta, entraré a él, y cenaré con él, y él conmigo” 

 (Apocalipsis 3:20).

No hay comentarios:

Publicar un comentario