efecto





martes, 17 de abril de 2012

La Circunstancia adversa y el Remedio

Sabes bien,no todo en la Vida es orégano,no todo en la vida es risa. Has pasado momentos de adversidad y en muchas ocasiones consideraste que estabas obligado a hacerles frente por tu cuenta. Te preguntas porque permiti que te sucedieran ciertas cosas. Te lo explicare.
r.
Otras personas fueron las causantes de algunas de tus cuitas. En tales casos no siempre podía intervenir,pues a todos se les ha concedido libre albedrío. Me entristece que hayas sufrido a causa de las desiciones erróneas y falta de amor de terceros. Permitid que te vieras en otros apuros con la esperanza que te llevaran a acercarte a Mi y aceptar mi ayuda y Mi amor. Pensaste que eras capas de hacer frente a cualquier dificultad y de cuidarte bien por tu cuenta,pero no fue así. a veces distes lugar a que te auxiliara,y otras veces no,pues a ello,nunca te abandone. En cada ocaaciòn estuve a tu lado esperando a que me pidieras ayuda. A veces te endurecías para poder soportar el dolor y el esfuerzo, y otras me culpabas por tus desdichas,como si yo no te amara. pero siempre te he amado,y nunca dejare de hacerlo. Todavía estoy a tu lado,ansioso de formar parte de tu vida. Soy capaz de recomponerla si me das todos los trozos. Puedo responder a tus interrogantes y aliviarte de la turbación mental. Hablame cómo a un amigo,a un hermano o como quieras imaginarme. Te susurro en la quietud de tu interior . Si me prestas atención con el corazón podrás escucharme. Dejame demostrarte todo lo que soy capaz de hace
Jesùs.

No hay comentarios:

Publicar un comentario